Además de reportajes de bodas, en Petit le dedicamos un cariño especial a las sesiones de familia, no es algo que podamos hacer durante todo el año, dada la intensa temporada de bodas, pero la primavera y el otoño, son estaciones perfectas si estás pensando en contratar una ó hacer un regalo especial a los amigos.

Sesiones familiares de un par de horas de duración, pero el ritmo lo van a marcar siempre de los niños, solemos elegir dos localizaciones próximas que hemos acordado previamente, así como los estilismos. No nos cerramos a ninguna idea que podáis tener, solo consúltanos y si es posible, veremos como llevarla a cabo; nos encantan los animales, así que siempre son bienvenidos en este tipo de sesiones.


RECUERDOS DE TU PEQUEÑA TRIBU PARA TODA LA VIDA

Espontaneidad y naturalidad

Nuestro fuerte es la espontaneidad y la naturalidad; planteamos las sesiones como un juego o una pequeña excursión en familia, un bosque secreto, seguir pistas por la playa, tirar piedras al agua, nos gusta que los niños se muevan, salten, corran, descubran, jueguen y si, en ese momento es cuando nosotros vamos detrás de ellos con la cámara